Antonio Rubial García

  • Niños mártires de Tlaxcala

    Niños mártires de Tlaxcala

    Violencia y cristianismo en Nueva España

    Antonio Rubial García

    La muerte de los llamados niños mártires fue utilizada para impulsar la cristiandad en Nueva España, pues se basaba en un relato que podía llegar al corazón de aquellos que se horrorizaban con tal infanticidio.

  • El cristianismo en Nueva España. Catequesis, fiesta, milagros y represión

    El cristianismo en Nueva España. Catequesis, fiesta, milagros y represión

    Religión en tiempos virreinales

    Reseña del libro El cristianismo en Nueva España. Catequesis, fiesta, milagros y represión. Autor: Antonio Rubial García.  México, FCE, 2020, 416 p. Precio: 299 pesos.

  • La historia de La Verónica y la Santa Faz

    La historia de La Verónica y la Santa Faz

    De Siria a Iztapalapa: narración, imágenes y representación

    Antonio Rubial García

    A partir del siglo XVI se amplió la popularidad de La Verónica y sus múltiples representaciones artísticas y pasionarias, algunas de las cuales llegan hasta nuestros días. En la Ciudad de México, por ejemplo, se le escenifica en la representación de Iztapalapa cada Semana Santa.

  • San Miguel vencedor de las fuerzas del mal

    San Miguel vencedor de las fuerzas del mal

    Antonio Rubial García

    A un año de la llegada de los franciscanos a México-Tenochtitlan en 1524, ya se levantaba en el cerro de Chapultepec una ermita dedicada a San Miguel Arcángel.

     

  • Los Reyes Magos en el imaginario occidental

    Los Reyes Magos en el imaginario occidental

    Antonio Rubial García

    El cristianismo primitivo conmemoraba en esa fecha la natividad de Cristo y con ella se pretendió sustituir una fiesta egipcia: el nacimiento del dios Aión, hijo de una virgen. Esta fiesta se hacía para bendecir los dones del Nilo, cuyas aguas se tornaban del color del vino en estas fechas. De hecho, en las iglesias orientales, cada 6 de enero se celebró el nacimiento de Cristo durante mucho tiempo; también era el día en que se bautizaba a los catecúmenos. Después que Constantino reconoció a las iglesias helenísticas (312-313), el nacimiento de Jesús se celebró el 25 de diciembre (una fiesta dedicada a Mitra) y el 6 de enero quedó como el día de la adoración de los magos.

  • San Nicolás de Bari y los Santos Inocentes

    San Nicolás de Bari y los Santos Inocentes

    Los santos invernales

    Antonio Rubial García

    San Nicolás de Bari fue así conocido porque sus restos se trasladaron de Anatolia (hoy parte de Turquía) a la ciudad italiana de Bari, evitando que fuera profanado. Su roja capa de obispo fue asociada con sus milagros, destacando la ayuda a los niños. Por otro lado, todo cristiano conoce la historia de los niños asesinados después del nacimiento de Cristo, con la intención de eliminarlo a él. Sin embargo, la Iglesia debatió mucho tiempo si debían o no canonizarlos.

  • Pages