• 24-nov-2020.

Las endemoniadas de Querétaro

Antonio Rubial García

A pesar del escándalo de las endemoniadas y embarazadas, con el transcurrir de los años el Colegio de la Santa Cruz de Querétaro se consolidó como una institución educativa que prosperó.

 

Otra estrategia fue mostrar lo poderosos que eran los nuevos frailes contra los ataques de los demonios, con lo cual se puso de manifiesto la competencia entre el colegio y las otras órdenes religiosas a escasos diez años de la llegada de los padres apostólicos a Querétaro. Entre fines de 1691 y principios de 1692, la exacerbada espiritualidad centrada en los temas pasionarios y demoniacos importada de España por los religiosos, tuvo un gran impacto sobre todo en las mujeres.

Pero lo que más consternó a la sociedad fue que algunas de ellas comenzaron a mostrar síntomas de posesión demoniaca después de los sermones encendidos de los frailes. Aunque los exorcismos conseguían alivios momentáneos, los demonios regresaban al día siguiente con nuevos ímpetus. Lo que en otras circunstancias no hubiera pasado de ser un simple hechizo, con la intervención exacerbada de los padres apostólicos se convirtió en un complot demoniaco.

Sin embargo, muchos miembros de las otras órdenes religiosas comenzaron a dudar de la veracidad de los hechos: algunos consideraban que las mujeres estaban locas, ebrias o que mentían para ocultar algún pecado mortal y que no podían recibir los sacramentos, verdadero motivo por el cual rechazaban la comunión; otros acusaban a los franciscanos de ser los causantes del escándalo por ordenar “penitencias indiscretas” y ser “apasionados y escrupulosos”.

Contra esta oposición de los escépticos, los padres apostólicos defendieron con firmeza la veracidad de las posesiones, aun después de que una de las mujeres dio a luz una criatura. Lo más insólito llegó cuando fray Mateo de Bonilla sostuvo haber recibido información de los mismos demonios sobre el embarazo, el cual fue producido por el semen que un diablo introdujo en la boca de la víctima. Llegó incluso a afirmar que la cuestión de las posesiones era un dogma de fe, como la presencia de Cristo en la Eucaristía.

Estas declaraciones fueron la gota que derramó el vaso; dominicos y carmelitas desataron una campaña de desprestigio contra los religiosos del colegio. Mencionaron que otra de las posesas estaba embarazada por su mismo hermano y que buscó disimular su estado fingiendo la posesión demoniaca después de un fallido intento de aborto.

A principios de 1692, la Inquisición tomó cartas en el asunto: las mujeres fueron acusadas de fingimiento, apresadas y enviadas a Ciudad de México, donde fueron encerradas en un recogimiento. A fray Mateo de Bonilla se le mandó prender por hacer proposiciones temerarias y heréticas y se le condenó a estar preso por un tiempo en su celda del colegio.

El apoyo de las supuestas endemoniadas se puede explicar en este clima en el cual el Demonio se había convertido en el principal propagandista del colegio apostólico y de sus santos frailes. A pesar del escándalo, el caso se olvidó muy pronto y el Colegio de la Santa Cruz de Querétaro prosperó y gracias al santuario surgido alrededor de la milagrosa cruz de piedra se convirtió en el centro de la vida religiosa de dicha ciudad.

 

Si desea leer el artículo completo, adquiera nuestra edición #144 impresa o digital:

Bandidos Legendarios. Versión impresa.

Bandidos Legendarios. Versión digital.

 

Recomendaciones del editor:

Si desea saber más sobre la vida religiosa en la época novohispana, dé clic en nuestra sección “Historia de la religión”

 

Antonio Rubial García. Doctor en Historia de México por la UNAM y en Filosofía y Letras por la Universidad de Sevilla (España). Se ha especializado en historia social y cultural de la Nueva España (siglos XVI y XVII), así como en cultura en la Edad Media. Entre sus publicaciones destacan: La Justicia de Dios. La violencia física y simbólica de los santos en la historia del cristianismo (Ediciones de Educación y Cultura/Trama Editorial, 2011), El paraíso de los elegidos. Una lectura de la historia cultural de Nueva España (1521-1804) (FCE/UNAM, 2010), Monjas, cortesanos y plebeyos. La vida cotidiana en la época de sor Juana (Taurus, 2005), La santidad controvertida (FCE/ UNAM, 1999), La plaza, el palacio y el convento. La Ciudad de México en el siglo XVII (Conaculta, 1998).

 

Title Printed: 

Las endemoniadas de Querétaro