• 20-abr-2021.

Conquista

  • El Santo Señor de Chalma

    El Santo Señor de Chalma

    Esther Sanginés García

    ¿Y si el Dios de los frailes fuera más poderoso?

  • ¿Conocen la historia de la costa de la "Buena" Pelea?

    ¿Conocen la historia de la costa de la "Buena" Pelea?

    La Redacción

    El funesto ataque a los expedicionarios españoles en Champotón, Campeche, el 25 de marzo de 1517.

  • El enigma de la rendición de Moctezuma

    El enigma de la rendición de Moctezuma

    Luis Barjau

    A lo largo de los siglos se ha difundido la idea de que Moctezuma se rindió ante Hernán Cortés atemorizado por los malos augurios y la creencia en el retorno de Quetzalcóatl. Pero es muy difícil suponer tal candidez si él era la representación terrena del dios Tezcatlipoca, jefe máximo del ejército mexica y supremo sacerdote del imperio.

  • El espejo humeante

    El espejo humeante

    El enigma de la rendición de Moctezuma

    Luis Barjau

    En una de las profecías que advertían a Moctezuma del fin de su imperio, se decía que el tlatoani, al mirar por el espejo que tenía en la frente el ave que le llevaron, había visto “jinetes que cabalgaban en una especie de venados sin cuernos y en actitud de combate”.

  • Coatlicue

    Coatlicue

    El enigma de la rendición de Moctezuma

    Luis Barjau

    Cortés le contó al rey de España, un año después, en su Segunda carta de relación, que en su primer encuentro con Moctezuma, este aceptó poner a su disposición todo lo que poseía por considerarlo el enviado de “un gran señor”.

  • El enigma del encuentro Cortés-Moctezuma

    El enigma del encuentro Cortés-Moctezuma

    El enigma de la rendición de Moctezuma

    Luis Barjau

    La célebre escena del encuentro entre el representante terreno de Tezcatlipoca y Hernán Cortés (el 8 de noviembre de 1519), resume el arduo misterio del cruce de dos civilizaciones desconocidas entre sí. La interpretación de los temores de Moctezuma se repiten hasta el presente. Atendiendo al lenguaje corporal de Cortés, dibujado por los informantes de Sahagún en el Códice Florentino, devela, sin tantos equívocos, a un Hernán mustio e insignificante.

  • Pages